Iniciativas Desarrollo comunitario sensible a situaciones traumáticas

Desarrollo comunitario sensible a situaciones traumáticas

NKCDC proporciona a los residentes las herramientas necesarias para el fortalecimiento de los vecindarios y las cuadras

Juntos nos sobrepondremos

Desde 2016, NKCDC viene trabajando en el desarrollo de un modelo de desarrollo comunitario sensible a situaciones traumáticas. Ser sensible a situaciones traumáticas significa reconocer el costo físico y mental que supone vivir en un vecindario afectado por la falta de inversión, el abandono, la pobreza o la epidemia de opioides, pero sin permitir que esas experiencias sean las únicas características que definan a la comunidad o a sus residentes.

NKCDC concibe este cambio holístico en tres etapas que se refuerzan mutuamente

A través de este proceso, encontré mi imaginación.

Brenda Mosley

Juntos estamos a salvo.

Este es el elemento fundamental del trabajo. NKCDC se esforzará por ser un espacio seguro tanto para su personal como para la comunidad. Seguiremos transformando los espacios abandonados para aumentar la seguridad física en nuestra comunidad y, al mismo tiempo, trabajaremos con los residentes para identificar y mejorar la seguridad psicológica, social y moral.

Juntos somos resilientes.

Cuando creamos un espacio seguro para el crecimiento del vecindario, la comunidad puede comenzar a apoyarse en las fortalezas y desarrollar nuevas capacidades para aumentar la resiliencia.

Juntos estamos en casa.

Al construir sobre una base de mayor seguridad y resiliencia colectiva, la comunidad estará preparada para redefinir su vecindario como un “hogar” y conectarse con una identidad más positiva. NKCDC continuará fomentando el desarrollo equitativo, creando oportunidades económicas y viviendas asequibles, seguras y saludables, y abriendo las puertas a la propiedad de la vivienda.

Una colaboración con nuestra comunidad

En 2016, NKCDC se asoció con Impact Services y la Corporación de Apoyo a las Iniciativas Locales de Filadelfia (LISC, por sus siglas en inglés) con el propósito de emprender la Iniciativa de Comunidades Sostenibles. Nuestro objetivo inicial era trabajar con los residentes para diseñar un programa de formación que pudiera enseñar a los miembros de la comunidad acerca de las repercusiones del trauma y cómo afrontarlas ef

Diseño conjunto del programa
En julio de 2017, con el financiamiento de la Fundación de Salud del Comportamiento Thomas Scattergood, LISC de Filadelfia y NeighborWorks America, Impact Services y NKCDC dieron inicio a una serie de talleres dirigidos por los consultores especializados en situaciones de trauma Mike O’Bryan de Village of Arts and Humanities, la Dra. Sandra Bloom y Joe Foderaro. Los talleres contaron con la participación de los residentes y el personal, y trataron temas como el estrés tóxico, el trauma y el marco SELF (Seguridad, Emoción, Pérdida, Futuro).

En vista del entusiasmo y el dominio de los principios sensibles a situaciones traumáticas que demostraron los participantes del vecindario durante el proceso del diseño conjunto, el programa cambió a un modelo de “formación de instructores”. NKCDC, Impact Services y los residentes del vecindario concuerdan en que las personas que viven en la comunidad son las más indicadas para comunicar los conceptos de sensibilidad a situaciones traumáticas y asegurarse de que el programa sea sostenible.

Cambio organizacional
El proceso del diseño conjunto también permitió a NKCDC comprender que el trabajo sensible a situaciones traumáticas requiere un profundo compromiso por parte de NKCDC como organización. Ahora tenemos cinco miembros del personal capacitados en el Modelo de Santuario —un plan de acción para el cambio basado en la sensibilidad a situaciones traumáticas— que pueden incorporar los principios de sensibilidad a situaciones traumáticas a su trabajo, capacitar a otros miembros del personal y ayudar a definir la cultura y las prioridades de la organización.

Fase piloto a nivel de las cuadras
En la primavera de 2018, Impact Services y NKCDC iniciaron una fase piloto de proyectos y evaluación a nivel de las cuadras. Líderes residentes capacitados en situaciones traumáticas recolectaron 150 encuestas de análisis preliminar como parte de un proceso de evaluación diseñado junto con la Universidad de Rutgers, y comenzaron a sostener conversaciones comunitarias en algunas cuadras objetivo. Tuvimos reuniones informales con los vecinos y ofrecimos actividades de baja intensidad, como la confección de coronas de flores, para ayudar a que las personas se conocieran. Las conversaciones comunitarias están en curso, y estamos implementando un enfoque sensible a situaciones traumáticas para ayudar a los vecinos a decidir qué proyectos implementar en sus cuadras.

Guía sobre la sanación de las comunidades

Entre 2018 y 2019, NKCDC fue una de las seis organizaciones de desarrollo comunitario convocadas por NeighborWorks America para formar una comunidad de aprendizaje relacionada con el desarrollo comunitario sensible a situaciones traumáticas. Esta guía es una introducción a las prácticas sensibles a situaciones traumáticas y los motivos por los que las organizaciones de desarrollo están adoptándolas cada vez más.

Consulte el PDF